domingo, 21 de agosto de 2016

TODA MI VIDA CON "STAR TREK"

De niño, fuí entusiasta seguidor, en aquella TVE en blanco y negro, de la serie "Viaje a las estrellas" (Star Trek),  hoy de culto, con aquel peculiar doblaje "latino". Después, fuí siguiendo las ¡¡¡13 entregas!!! que se fueron produciendo para las salas de exhibición. Ayer le tocó turno a "Star Trek: Más Allá", con J.J. Abrams ejerciendo esta vez de productor y el videógrafo Justin Lin como director.

"Star Trek: Más Allá" se sirve de los efectos digitales para un espectáculo intenso de batallas entre los sobrevivientes de la Enterprise y un malvado, aparentemente alienígena,  que, al final, resulta ser terrícola.

Entretenida, el guión no se olvida de ningún nicho de mercado, desde los viejos "trekkies" --como uno--  con un emotivo recuerdo a la primera generación de tripulantes de la Enterprise, hasta los niños, con abundancia de gags infantiles, pasando por los comisarios de lo políticamente correcto, dado que aparece una pareja interracial y hasta una de gays con una niña adoptada (me pregunto si la escena la proyectarán también en la conservadora China comunista, coproductora de "Star Trek: Más Allá").
En Estados Unidos, este título se distribuye también en 35 mm, si bien, en España, aunque nos hemos de resignar a padecerla en digimerde,  merece la pena verse, no sólo para festejar el 50 aniversario de la saga, sino también porque los más pequeños de la familia lo pasarán en grande.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada